Ironías de la Vida

El Blog de Rivilla

Te quiero mundo cruel

Te quiero mundo cruel

Amigo, no estés enfadado con el mundo. No merece la pena. No me entiendas mal, no creo que sea inocente. pero echarle la culpa de todas tus cuitas… es un despilfarro. El mundo, el sistema, los políticos, los bancos, los medios, las grasas saturadas, las vacunas, el azúcar, … has declarado tantas guerras… Y yoLeer más sobre Te quiero mundo cruel[…]

La Casa Abandonada

La Casa Abandonada

No hay nada que me resulte más evocador que una casa abandonada. Como esta, en medio de la nada islandesa. De repente me asaltan las mil y una historias que nunca sucedieron en ese lugar. Las trifulcas, las pasiones, las soledades y las alegrías que ocurrieron entre esas cuatro paredes. Todos los veranos que seLeer más sobre La Casa Abandonada[…]

Tú mismo

Tú mismo

Está bien buscar el mejor restaurante, el más de moda. Dedicarle un tiempo a elegir los platos, el vino, el maridaje pero, siento decepcionarte: las cenas más memorables ocurrirán con algo improvisado, sentados en el suelo, el ingrediente principal serán las risas y esas no vienen en ningún menú Leer más acerca de Tú mismo

Cuando me pongo trascendental…

Cuando me pongo trascendental…

…la cago.

Lo tengo más que comprobado. Leer más acerca de Cuando me pongo trascendental…

Acuérdate de decir gracias

Acuérdate de decir gracias

cementerio

Ahora que el mundo es más pequeño
Ahora que sé que puedo.
Ahora que el obstáculo está dentro. Leer más acerca de Acuérdate de decir gracias

Celebrando

Celebrando

Mira ese tipo que espera el tren ¿lo ves? Sabe que todo puede ir peor. Que después de muchos trenes hay un último tren. Y ese tren no mola nada. No porque sea diferente, sino porque es el último. Me consuela pensar en la muerte, me gusta. Sólo los muertos están rigurosamente incapacitados para pensarLeer más sobre Celebrando[…]

A %d blogueros les gusta esto: