Ironías de la Vida

El Blog de Rivilla

Todos los grises

Todos los grises

Camino por Reikiavik con la cámara, la libreta, los ojos de niño ingenuo que se asombra por todo. Alguna vez he viajado con otros ojos y a la vuelta tenía la sensación de que había perdido el tiempo y el dinero, echar en el equipaje ojos de adulto es tontería. Esta ciudad es un museo erigido alLeer más sobre Todos los grises[…]

Tú mismo

Tú mismo

Está bien buscar el mejor restaurante, el más de moda. Dedicarle un tiempo a elegir los platos, el vino, el maridaje pero, siento decepcionarte: las cenas más memorables ocurrirán con algo improvisado, sentados en el suelo, el ingrediente principal serán las risas y esas no vienen en ningún menú Leer más acerca de Tú mismo

La persiana

La persiana

Tiras de la cinta y sube la persiana. Y el mundo, que antes no existía, se abre delante de ti. A pesar de ello tú sólo ves una parte, lo llaman “campo visual”. Pero ahí, puedes creerme, está el mundo entero. Si tu vista fuera mejor podrías ver un trozo de Francia o de Portugal. Leer más sobre La persiana[…]

Comerse el mundo

Comerse el mundo

1A los 30 es frecuente, al levantarte por la mañana, una sensación de que te vas a comer el mundo.

Quizá no hoy, pero, mañana o pasado mañana.

Leer más acerca de Comerse el mundo

Piojo o ladilla

Piojo o ladilla

piojoHabrás notado que llevo unos días muy existencial.

Filosófico, místico, zen…

Pues no, soy el mismo de siempre. No he conseguido aplacar la tormenta. Yo soy eminentemente una duda, una imprecisión, una incertidumbre. Leer más acerca de Piojo o ladilla

Los que vengan detrás, que arreen.

Los que vengan detrás, que arreen.

—La prensa está que da asco ultimamente. Da asco lo que cuentan, dan asco los protagonistas y dan asco también los guionistas. Llevo casi cincuenta años leyendo el periódico cada mañana, a mí que no me jodan, es un poco tarde para cambiar. Por eso me tengo que refugiar en la única sección que permaneceLeer más sobre Los que vengan detrás, que arreen.[…]

La contaminación

La contaminación

Son las 16h. Me asomo a la ventana y veo un cielo azul limpio, el famoso azul-madrid. Me regocijo con este cielo, supongo que por su culpa parte de mi retina es ya azul, parte de mi memoria azul también. A ti esto siempre te pareció una chorrada. Voy hasta Las Matas y, volviendo, veoLeer más sobre La contaminación[…]

Uno de ésos

Uno de ésos

KONICA MINOLTA DIGITAL CAMERACasi sin darme cuenta me he convertido en uno de ellos, uno de esos ciudadanos que se pasan la primera hora del día metidos en un atasco. Con mi Radio 3, o con mi Cole Porter, mi Jobim… Si viene el bichito, y en uno de los dos trayectos siempre viene, tiramos cada uno de su lado de la almohada y, cuando ella puede más, acabamos escuchando la banda sonora de Grease o un recopilatorio de canciones italianas de los setenta: sus favoritos a día de hoy. A ella la radio no le gusta porque no la entiende (dice). Qué sabia edad, los mayores tampoco la entendemos pero no decimos nada. Leer más acerca de Uno de ésos

A %d blogueros les gusta esto: