Si comparo…

Respecto a hace 25 años.

Los teléfonos son más pequeños y hacen más cosas.

Las lavadoras son más silenciosas y lavan mejor.

Los ordenadores tienen mejores pantallas y van más rápido. Además son mucho más fáciles de utilizar.

Los coches gastan menos y echan menos humos. Frenan mejor.

Las casas, en general, son más confortables.

En cambio no estoy seguro de que la televisión haya mejorado.

Enciendo y encuentro demasiados capullos y muy pocas mariposas, demasiadas moscas y muy poca miel, demasiada estulticia. Bien maquillada, bien vestida y bien iluminada.

Dicen que la televisión es el espejo del alma.

Pues vaya mierda de alma que se nos está poniendo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *