Ironías de la Vida

El Blog de Rivilla

Tarima flotante

Tarima flotante

La vida es como la tarima flotante. En colocar cierta pieza pequeña, por ejemplo una esquina, tardas un montón: tienes que medir, cortar, presentar, volver a cortar porque no tuviste en cuenta esto o lo otro… Y en cambio algunas piezas grandes entran a la primera, sin esfuerzo. Lo primero que se te ocurre esLeer más sobre Tarima flotante[…]

A %d blogueros les gusta esto: